Reseña de "Hive"

      Es bien cierto que de todos los seres vivos existentes en nuestro mundo los que menos suelen gustar a la población, por norma general, son los insectos. ¿Qué tendrán que tan poco gustan? Vale que no son perros, ni gatos, ni tortugas... y que a la mayoría con un simple pisotón os los cargáis, ¿pero merecen por su naturaleza ser castigados severamente por nuestra repulsión hacia ellos? La candidata para los mencionados pisotones es la "cucaracha"; es la reina de los zapatazos. No todos los insectos,  no obstante, son tan horribles: a mí un saltamontes me parece bonito a su manera, y una mariposa también, aunque si pudiéramos verle la cara de cerca saldríamos huyendo con toda probabilidad.

     Hay uno muy concreto que muchas personas temen, por un lado debido a su picotazo venenoso (por favor, no penséis en "pokémon", que sé que ha sonado al "ataque" que bien seguro conocéis...), que para las personas alérgicas es mortal incluso, y por otro porque cuando les tocáis las narices en sus "casitas", denominadas "colmenas", atacan como descosidos y os aguijonean vivos. Sí, hablo de las "avispas", "abejas"... y toda esa serie de bichos voladores que se suponen que os atacan cuando les provocáis y otras tantas porque se aburren. Así que ya sabéis,...


¡...nunca toquéis una "Colmena"!



      "Hive" es un pequeño pero gran juego de estrategia para dos jugadores. En él tendréis el objetivo de rodear a la "abeja reina" del rival para ganar la partida. Para ello disponéis de una variedad de bichos diferentes: "saltamontes", "escarabajos", "hormigas", "arañas" y la propia "abeja reina"

     La mecánica es muy simple: jugáis por turnos. En cada uno de ellos tenéis la opción o de introducir un nuevo bicho de vuestra reserva a la "colmena" o de actuar con uno de los que dispongáis ya desplegado en el terreno de juego. Cada bicho tiene su propia forma de moverse, por lo que es necesario saber cómo actúa cada uno, planificar vuestros propios movimientos y anticiparse a lo que hará vuestro rival en los próximos turnos para poder ganar utilizando la menor cantidad de bichos posibles de vuestra reserva que, en mi opinión, es la gracia del juego. 


*Podéis ver el vídeo explicativo siguiendo el enlace: Hive